¿Cómo funcionan las Máquinas Tragamonedas?

Las máquinas tragamonedas son “juegos de azar”. Que usted gane o pierda es totalmente una cuestión de suerte. Acá no se incluyen los juegos que contienen un elemento de destreza, tales como el Video Blackjack o el Video Draw Poker.  A pesar de que todavía entra el factor suerte, las buenas estrategias de juego tal vez mejoren sus posibilidades de ganar. Es ilegal que cualquier persona altere las máquinas o cambie la operación de una máquina de juego sin aprobación previa. En los juegos de azar no hay métodos o patrones de juego que puedan tener algún efecto en que usted gane o pierda. Las máquinas tragamonedas modernas contienen un programa computarizado llamado “generador de números al azar” que las controla y opera. Cada vez que usted aprieta el botón para jugar, el programa computarizado, selecciona al azar la posición de cada símbolo o figura.  Las máquinas tragamonedas no pueden pensar ni recordar. Son operadas por programas computarizados que producen resultados al azar.

¿Qué puede esperar usted de las máquinas tragamonedas?

Las máquinas tragamonedas están programadas para devolver a los jugadores por lo menos el 85% del dinero jugado, a largo plazo. Sin embargo casi el 50% de salas tragamonedas son informales. Este porcentaje se llama “retorno al jugador” y es fijado por reglamentaciones del gobierno. Evidentemente es posible que el dinero no sea devuelto al mismo jugador que lo puso en la máquina. El retorno al jugador es un promedio a largo plazo y significa que, a la larga, la máquina casi siempre sale ganando.

 ¿Cuáles son sus posibilidades de ganar?

Los símbolos asignados a cada posición de detención en cada carrete están programados en la máquina tragamonedas. Por ejemplo, si el símbolo de una “Reina” ha sido asignado a las posiciones 2, 18, 23 y 33 del primer carrete, estas posiciones son permanentes y no cambian de un juego al siguiente. Las otras posiciones en el carrete tienen otros símbolos asignados en forma permanente.  La elección al azar de una posición de detención se hace en forma separada e independiente para cada carrete. En una máquina tragamonedas con cinco carretes y 35 posibles posiciones de detención en cada carrete, hay aproximadamente 52.500.000 posibles combinaciones de detención. La mayoría de las máquinas tragamonedas utilizan gráficos computarizados en vez de carretes mecánicos. El principio de selección de una posición al azar se aplica tanto a las máquinas con gráficos computarizados como aquéllas con carretes mecánicos. A menudo el símbolo que desencadena el premio máximo es asignado a una sola posición en cada carrete. Si es así, las probabilidades de que aparezcan cinco de estos símbolos en una sola línea son de 1 en 52.500.000. Por supuesto, las posibilidades de ganar un premio menor (para el cual se requieren menos símbolos iguales), son mucho mejores.

¿Puede mejorar sus posibilidades de ganar?

Ningún factor externo tiene influencia alguna en el resultado del juego en una máquina tragamonedas, incluyendo los juegos anteriores (Póker, caballos, etc.). Esto significa que es imposible predecir el comportamiento de una máquina de juego de azar, debido a que cada símbolo que aparece es elegido al azar.

No hace ninguna diferencia que usted:

  • Juegue en una máquina inmediatamente después que ésta ha dado un premio a otra persona,
  • Juegue en una máquina que no ha dado ningún pago grande durante mucho tiempo,
  • Juegue a ciertas horas del día o de la noche,
  • Juegue en ciertos días de la semana, o
  • Apriete los botones de cierta manera.

Las posibilidades de ganar un premio en una máquina de juego de azar son siempre las mismas en cualquier momento. Una vez que el retorno al jugador ha sido programado en la máquina de juego, sólo puede ser cambiado a otra posición aprobada por un técnico con licencia. Es ilegal que alguna otra persona cambie la tasa de retorno al jugador o altere una máquina de juego.

Más Información:
Preguntas Frecuentes I
Preguntas Frecuentes III